Paladin of the End Volumen 4 Capítulo Cinco

cap5

“Bueno, es hora de ir a dormir, supongo. Tengo que levantarme temprano mañana.”

Después de haber pasado un tiempo recordando, Menel recogió sus herramientas y los astiles de flecha que había terminado de raspar y se puso de pie.

“Sí”, dije. “Buenas noches.”

“Mantén tus desveladas bajo control, también.” Menel casualmente movió un dedo. Una pequeña bola brillante flotó fuera de la luz mágica de la linterna. Era un hada de luz, una especie de espíritu que habita en todas las fuentes de luz desde el fuego hasta el sol e incluso la luz de las linternas mágicas. Las tablas del piso ni siquiera crujieron cuando Menel salió de la habitación con elegantes pasos y se dirigió al oscuro pasillo, la débil luz del hada iluminó suavemente su entorno. Él ahora se estaba quedando en esta mansión como un invitado y dormía en una de las habitaciones.

Considerando que había estado preparando flechas, tal vez planeaba salir a cazar por su cuenta mañana. La primavera era la temporada en que las criaturas que salían de la hibernación deambulaban por ahí. Gracias a las muchas historias que se habían contado sobre él, Meneldor el Ala Veloz tenía fama de ser un famoso cazador. Muchos acudían a él en busca de ayuda y dependían de sus habilidades de caza.

Ahora solo en mi habitación, volví a la tarea de escribir. Hice un buen progreso trabajando en el silencio de la noche, pero era bastante laborioso escribir con un tintero y una pluma. Terminé el trabajo del día mientras pensaba en lo genial que eran los inventos del lápiz y la pluma estilográfica.

“Y listo.”

Dejé mi pluma, entrelacé mis dedos y estiré los brazos. Estuve escribiendo durante tanto tiempo que mi cuerpo se puso un poco rígido. Mientras aflojaba mi cuerpo, girando suavemente mis muñecas y hombros, mi ojo atrapó el fajo de papeles que había apilado cuidadosamente cerca de una esquina de mi escritorio. Me detuve.

Este era el primer trabajo hecho en Torch Port. ¿Para qué iba a usarlo? Tarareé en pensamiento. La calidad era demasiado pobre como para usarlos en una carta, y eran demasiado gruesos como para llevarlos para escribir pequeñas notas. Tal vez podría pasar un hilo por ellos y usarlos como un pequeño diario, o tal vez una libreta para cosas que no quería olvidar. En particular, muchas cosas pequeñas habían sucedido después de mi batalla contra Valacirca. Las personas que había conocido, los eventos que habían sucedido, las cosas que había visto y oído—tal vez debería escribir esos recuerdos mientras estaban vivos en mi mente para que no sean olvidados algún día, y así algún día, cuando me encuentre de nuevo con las personas que eran importantes para mí, podría contarles estas historias nuevamente.

“Oh. Eso es.”

Habiendo pensado eso, se me ocurrió una idea. Era tan simple que me reí un poco de mí mismo, preguntándome por qué me llevó tanto tiempo llegar a ello. Sí, esto era perfecto. Lo había decidido. Pero en ese caso, ¿cómo iba a comenzar? La primera línea siempre era difícil.

 

Queridos Blood y Mary. ¿Cómo han estado?

 

Sí, esta era la forma correcta de comenzar una carta. Puede que haya faltado un poco de inspiración, pero me gustaba así.

Después de eso, la punta de mi pluma comenzó a fluir suavemente. Escribí que estaba bien. Escribí que la tierra después de dejar la ciudad de los muertos y viajar río abajo hacia el norte se había transformado en un peligroso bosque llamado Beast Woods. Escribí que luché contra demonios. Escuché todas sus hazañas heroicas contadas a través de canciones. Luché contra un wyvern en la ciudad de Whitesails, al norte. Conocí a muchas personas y llegué a ser llamado el Paladín Lejano. Redescubrí ruinas y estaba intentando construir una ciudad. Me encontré con el dios de la no-muerte de nuevo. Gus todavía sigue coleando.

Escribí sobre cómo me aventuré a la antigua tierra de Lothdor y el País de Hierro. Luché contra Valacirca, un dragón malvado y temible, tan viejo como los dioses, y de alguna manera apenas gané cuando todo parecía perdido. Hice amigos con los que podía reírme. Estaba viviendo una vida feliz y satisfactoria. Me enamoré de una mujer maravillosa y me le confesé.

Y escribí que estaba triste de no poder contarles todo esto cara a cara.

Mi escritura, que había estado fluyendo tan suavemente sobre el papel, se volvió un poco desordenada.

 

Blood… Si supieras acerca de las hazañas que logré, ¿me dirías, “¡Eres el mejor!”? ¿Me revolverías el pelo y dirías, “Vamos, luchemos, muéstrame lo fuerte que te has vuelto”, con esos fuegos fatuos flaqueando cálidamente en tus cuencas oculares?

Mary… Mary… Si te dijera, “¡hice amigos!”, ¿me mostrarías una sonrisa feliz y dirías, “Gracias a Dios”? ¿Me abrazarías y dirías, “Podrían sorprenderse un poco por cómo nos vemos, pero sería lindo verlos, si quieres traerlos” mientras me acaricias suavemente el pelo?

Yo creo que ustedes dos lo harían. Pero ese futuro, es solo una dulce fantasía. Me duele el pecho cuando pienso que ahora nunca se podrá hacer realidad.

Los extraño. Es doloroso. Una parte de mí quiere que este dolor sane. Y a una parte de mí no le importa si nunca lo hace, porque no quiero olvidarlos, ni siquiera un poco. ¿Algún día este dolor y estos sentimientos se convertirán en una memoria desvaída para recordar con cariño?

 

En esta cálida noche de primavera, silenciosamente escribí una carta a mis difuntos padres.

Muchas cosas habían sucedido, tanto grandes como pequeñas. Algunas serían cantadas y transmitidas por poetas; otras, consideradas demasiado insignificantes, el mundo nunca las sabría. Pero todas eran partes preciosas de mi vida, y todas y cada una de ellas era un recuerdo que quería contar con la cabeza en alto.

 

Paladin of the End IV: El Elenco de Torch Port

— Finis —

insert8

Anuncios

8 comentarios sobre “Paladin of the End Volumen 4 Capítulo Cinco

  1. Ahh, esperar al siguiente volumen, gracias por traducir como siempre.

    De verdad, que esta novela es demasiado agradable de leer.

    Supongo que el proximo va a tardar bastante en salir. No lo encuentro ni en inglés.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s